DEDUCCIONES FAMILIAS

Como se preparan las familias para afrontar el IRPF de 2020

 

Ser familia numerosa tiene determinadas ventajas en la declaración de la renta. Y es que hay deducciones específicas para familias numerosas al hacer el IRPF, tanto a nivel estatal como autonómico

Como punto de partida, hay dos beneficios fiscales a los que toda familia numerosa puede acceder: el mínimo personal y familiar y la deducción para familias numerosas.

Deducción por familia numerosa en la renta

Junto con los mínimos personal y familiar también existe una deducción por familia numerosa que es una de las pocas que puede dar lugar a una deducción mayor de lo retenido por el Estado.

La desgravación por familia numerosa asciende a 1.200 euros al año, aunque para disfrutar de ella hay que cumplir una serie de requisitos.

Quiénes pueden desgravar por familia numerosa

La posibilidad de pagar menos impuestos por ser familia numerosa se incluye dentro de una deducción que también afecta a otros colectivos. En concreto, podrán beneficiarse del incentivo fiscal quienes estén en las siguientes situaciones:

  • Familia numerosa y familia numerosa de categoría especial.
  • Familia monoparental con dos o más hijos a cargo, siempre que no se perciba una pensión de alimentos.
  • Personas con descendiente a cargo con discapacidad.
  • Por cada ascendiente a cargo con discapacidad.

A cuánto asciende la desgravación por familia numerosa

La cuantía de la deducción es de 1.200 euros con carácter general para las familias numerosas y se multiplica por dos para las familias numerosas de carácter especial, que son las que tienen más de 5 hijos. Quienes estén en esa situación percibirán 2.400 euros.

Esta deducción es compatible con la desgravación de 1.200 euros por cada descendiente o ascendiente con discapacidad a cargo que además dé derecho a aplicar el mínimo personal. En estos casos ambas deducciones se sumarán.

Hay que recordar que en caso de que dos personas tengan derecho a la deducción sobre una misma familia, el importe se dividirá entre dos.

Abono anticipado de la deducción por familia numerosa

Esta deducción es una de las que se puede cobrar anticipadamente antes de hacer la renta, como la deducción por maternidad.

Esto quiere decir que puedes esperar a cobrarla al hacer el IRPF cada año o pedir que te la paguen anticipadamente a razón de 100 euros al mes. Para hacerlo bastará con rellenar el modelo 143 de Hacienda. Si te decantas por esta opción debes saber que también aparecerá en la renta 2019 dentro de la casilla 0661 que deberás rellenar si no lo hace el programa renta web.

Incluir la deducción por familia numerosa en la renta

La deducción se incluye a partir de la casilla 0660 de la renta y para rellenarla tendrás que tener a mano el número de identificación de familia numerosa. Una de las particularidades de esta ventaja fiscal es que puedes ceder la deducción a tu pareja para que él o ella la aplique de forma íntegra. Bastará con indicarlo en la casilla 0653 de la renta y con añadir en la casilla 0654 el NIF del beneficiario.

Deducciones autonómicas por familias numerosas

Como ocurre en el caso de la deducción por alquiler de vivienda, algunas comunidades suman sus propias desgravaciones autonómicas para familias numerosas. Estas son las que lo hacen y las condiciones concretas.

Deducción por familia numerosa en Asturias

Las familias numerosas asturianas pueden aplicar una deducción de 505 euros las que tengan categoría general y del doble o 1.010 euros las de categoría especial.

Para poder aplicar la deducción la base imponible general y del ahorro (suma de las casillas 0435 y 0460 de la renta) no podrá superar los 25.009 euros en tributación individual ni los 35.240 euros en tributación conjunta.

Además, las familias monoparentales disfrutarán de una deducción de 303 euros totalmente compatible con la deducción anterior.

Deducción por familia numerosa en Canarias

Las familias numerosas canarias pueden disfrutar de una deducción de 450 euros las de categoría general y de 600 euros las de categoría especial.

En caso de que alguno de los miembros cuente con una discapacidad igual o superior al 65%, la deducción aumentará hasta los 1.000 euros para las familias numerosas de categoría general y los 1.100 euros para las de categoría especial.

Deducción por familia numerosa en Castilla –La Mancha

Las familias numerosas castellanomanchegas pueden aplicar una deducción de 200 euros si su categoría es la general y de 400 euros las de categoría especial.

Quienes cuenten con algún miembro con un grado de discapacidad igual o superior al 65% podrán deducir 300 y 900 euros dependiendo de si son de categoría general o especial, respectivamente.

Para poder disfrutar de la deducción el resultado de sumar la casilla 0435 y 0460  de la renta no podrá ser superior a 27.000 euros en tributación individual ni 36.000 en tributación conjunta.

Deducción por familia numerosa en Castilla y León

Las familias numerosas castellanoleonesas pueden disfrutar de una deducción de 500 euros con carácter general y de 1.000 euros cuando alguno de sus miembros tenga un grado de discapacidad superior al 65%.

A partir del cuarto hijo la deducción aumenta en 820 euros por hijo.

Solo podrán aplicarla quienes tengan una base imponible total inferior a 18.900 euros en tributación individual o 31.500 euros en tributación conjunta. Este dato se obtiene a partir de la suma de las casillas 0435 y 0460 menos la casilla 0519.

Deducción por familia numerosa en Galicia

Las familias numerosas gallegas pueden aplicar una deducción de 250 euros si son de categoría general y 400 euros sin son de categoría especial.

Cuando alguno de los miembros de la familia tenga una discapacidad del 65% o más la deducción será de 500 euros para las familias numerosas de categoría general y de 800 euros para las de categoría especial.

Deducción por familia numerosa Valencia

Las familias numerosas valencianas desgravarán 300 euros si son de categoría general y de 600 euros si son de categoría especial.

Para poder aplicar la deducción la suma de las casillas 0500 y 0510 de la renta no podrá superar los 25.000 euros en declaración individual ni los 40.000 euros en conjunta para familias numerosas y monoparentales de categoría general. Para las especiales, las cuantías se elevan hasta los 30.000 y los 50.000 euros.

Otras deducciones a tener en cuenta

 

Donaciones

 

Si se está en disposición de hacerlo no hay mejor momento que destinar cualquier tipo de ayuda a organizaciones no gubernamentales (ONGS). La crisis económica derivada del Covid-19 está pasando factura a muchas familias. Las donaciones, además, sirven para deducir hasta un 75% los primeros 150 euros en la declaración de la Renta, y un 30% del resto de sus aportaciones. Este porcentaje se incrementa al 35% si la cantidad donada a una misma ONG no ha disminuido en los tres últimos años. También puedes deducirte un 10% por donativos a otras fundaciones y asociaciones declaradas de utilidad pública no acogidas a la Ley 49/2002.

 

Venta de vivienda

 

La venta de vivienda conlleva una factura de IRPF que, en función de las ganancias, puedes llegar al 23%. Es cierto, que si es habitual y se compra otra en un plazo menor a dos años el pago queda exento, pero si estás cerca de cumplir los 65 y no te corre prisa la venta una opción es esperar a cumplirlos. Los mayores de 65, con carácter general, están libres de pagar impuestos siempre que la vivienda que se venda sea la habitual sin adoptar la obligación de comprar una nueva.

 

Amortizar hipoteca


Si compraste tu casa antes de 2013 y tienes un remanente ahorrado resulta aconsejable amortizar hipoteca. La deducción de cara a dar cuentas al fisco es del 15% de lo pagado en la compra sobre un máximo de 9.040 euros, o de 18.080 si se hizo en matrimonio.


ERTE

 

Las prestaciones percibidas del SEPE son rendimientos del trabajo personal. El problema es que como estas prestaciones tienen un tope máximo, el SEPE no retiene nada o como mucho un 2%. La Unión Sindical Obrera (USO) ha solicitado al Ministerio de Hacienda medidas fiscales excepcionales para que los ERTE por coronavirus no penalicen fiscalmente a los trabajadores afectados y proponen que no se considere al SEPE como otro pagador a efectos de IRPF. De este modo, se exonaría a los contribuyentes con ingresos inferiores a 22.000 de la obligación de presentar la declaración. Pero por si la petición no llega a buen puerto, una solución consiste en pedir a recursos humanos que aumenten el porcentaje de IRPF sobre la nómina. No se reducen los impuestos a pagar pero se fraccionan, con lo que de cara a abril se evitará pagar una cantidad mayor.


Otras ayudas por Covid

Las ayudas por el Covid-19 no están exentas de tributar en el IRPF, tal y como aclara la propia Agencia Tributaria. En concreto, lo más habitual es que estas ayudas por el coronavirus se incluyan, en el caso de los autónomos, como un ingreso más de la actividad, no una ganancia patrimonial. Por tanto pueden compensarse con más gastos.


Plan de pensiones


Si tienes un plan de pensiones este año, dada la medida prevista por el ministerio de Escrivá, este año puede ser el último que puedas desgravar hasta 8.000 o el 30% de los ingresos anuales del trabajo. Un beneficio que, en la práctica, puede suponer un ahorro de 3.600 euros ante el fisco. El nuevo límite se situará en 6000 euros menos, quizás por ello, según una encuesta realizada por Finect, la mitad de los ahorradores en planes aprovechará este ejercicio para aportar más de 2.000 y uno de cada tres destinará más de 6.000.

Donación de un negocio familiar

 

Si tienes un negocio familiar y pretendes traspasarlo de manera lucrativa, de nuevo, te aconsejamos que si estás cerca de cumplir los 65 años esperes. El Impuesto sobre Sucesiones y Donaciones, según explica el REAF, está exento si el donante tiene 65 años o más, o si se encuentra en situación de incapacidad permanente, en grado de absoluta o gran invalidez. En el caso de que los transmitentes sean un matrimonio, el requisito de la edad debe darse en ambos cónyuges.



Compensar pérdidas con ganancias

 

Si inviertes en Bolsa, debes saber que si tienes minusvalías (pérdidas) puedes utilizarlas para compensar las ganancias del año pasado y de los cuatro anteriores. El porcentaje de compensación es del 25%. Con los fondos de inversión, si nos conviene a nivel fiscal pagar impuestos este año, una posibilidad es traspasar el capital a otro producto con menor riesgo en el que consolidar nuestras ganancias y vender las participaciones a partir de enero.

 

Autónomos


Si eres autónomo y tributas en estimación directa estudia tus ingresos. Si quieres pagar menos impuestos y tienes compras que hacer de cara al próximo año puedes adelantarlas y así reducir tus beneficios y pagar menos impuestos. Si por el contrario crees que te interesará hacerlas de cara al año que viene piensa en aplazarlas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies