Qué es el acogimiento familiar. Tipos y modalidades

Buscando un futuro para los niños

En España existe todavía un gran desconocimiento sobre la figura del acogimiento familiar. Resulta curioso, cuanto menos, en una sociedad como la nuestra, que tantos ejemplos de generosidad nos ha dado sigan existiendo un gran número de niños en situación de desamparo.

Que es el acogimiento familiar

El acogimiento familiar es una medida de protección de menores dirigida a aquellos niños que no pueden o no deben vivir con sus progenitores, y constituye una alternativa preferible a su institucionalización, ya que supone la plena integración del niño en un núcleo familiar, ya sea en su propia familia extensa o en una familia ajena o seleccionada, comprometiéndose ésta a cuidarlo y educarlo como un miembro más de la misma.

El acogimiento familiar produce y busca como objetivo la plena participación del menor en la vida familiar e impone a quien lo acoge en su familia la obligación de velar por él, tenerlo en su compañía, alimentarlo, educarlo y procurarle una formación integral en un entorno afectivo.

Qué tipos de acogimiento familiar hay?

El acogimiento familiar puede clasificarse en función de diferentes criterios:

  • Según la vinculación de los menores acogidos con las familias acogedoras.
  • Según el tipo de intervención.

Las categorías no son excluyentes entre distintos criterios, ni abarcan todos los tipos de acogimiento, pudiendo existir otras modalidades.

Modalidades según la vinculación del menor con la familia acogedora

El acogimiento familiar del menor puede clasificarse, según la vinculación familiar de los menores con la familia acogedora en:

  • Acogimiento en familia extensa: es decir, por alguno/s de los miembros de su propia familia, es uno de los recursos más importantes en el ámbito de protección a la infancia con los que cuenta la administración.
  • Acogimiento en familia ajena: es la alternativa al acogimiento residencial, cuando la propia familia del menor, incluida la familia extensa, no puede o no es conveniente que se haga cargo del menor. No implica necesariamente que el menor rompa las relaciones con sus padres biológicos y familia extensa. Generalmente, los menores suelen tener contacto a través de visitas programadas tanto con los padres biológicos como con otros miembros de su familia, en función de las características y posibilidades de cada caso, con la finalidad de que se mantengan los lazos afectivos entre padres e hijos

 

Modalidades según el tipo de intervención

  • Acogimiento familiar Temporal: tiene un carácter transitorio y se acuerda cuando se prevé que los padres podrán recuperar la capacidad para atender adecuadamente al menor acogido en un cierto plazo, que no debe exceder de 2 años salvo excepciones muy determinadas.
  • „Acogimiento familiar Permanente: cuando se prevé una incierta posibilidad de retorno del menor con su familia de origen o ésta se prevé a largo plazo. No obstante su nombre, esta modalidad mantiene un carácter temporal aunque indefinido en cuanto a su duración.
  • „Acogimiento familiar de Urgencia:principalmente para menores de seis años, que, en general, tendrá una duración no superior a seis meses, en tanto se evalúa la situación personal y del menor y su familia y se decide la medida de protección familiar que corresponda o el regreso con la familia de origen.

Otras modalidades de acogimiento familiar

  • Acogimiento Especializado: Cuando la persona acogedora o alguno de los miembros de la familia acogedora dispone de cualificación, experiencia y formación específica para desempeñar esta función respecto de menores con necesidades o circunstancias especiales, con plena disponibilidad y percibiendo por ello la correspondiente compensación económica, sin suponer en ningún caso una relación laboral con la administración competente en materia de protección. En estos casos los acogedores tienen o pueden tener otras dedicaciones laborales.
  • „Acogimiento Profesionalizado. El acogimiento especializado puede a su vez ser profesionalizado cuando, reuniendo los requisitos anteriormente citados de cualificación, experiencia y formación específica, exista una relación laboral del acogedor o los acogedores con la Entidad Pública, aunque pueda tener otras dedicaciones laborales secundarias o adicionales algún miembro de la familia.

Autor de la publicación

Deja un comentario